TELEPOLÍTICOBASURA

Hoy me ha llegado por correo el ejemplar de septiembre del periódico TRIBUNA DE LOS SERVICIOS A LA CIUDADANÍA editado por CCOO.

Como siempre le he echado un rápido vistazo, el número está básicamente dedicado a exponer las razones para secundar la huelga general del próximo 29 de septiembre, e incluye algún buen artículo como el dedicado “en memoria” a “Saramago, el compromiso social de un premio Nobel” firmado por Iñaki Chaves.

Pero la noticia que más me ha sorprendido ha sido la crítica de la redacción, dentro de la sección “Revoltijo de medios” titulada “El ministro José Blanco se subió a ”La Noria”.

En el artículo de CCOO se hace referencia a otro aparecido en el blog “El descodificador” que transcribo por su interés.

http://eldescodificador.wordpress.com/2010/05/16/yo-por-mi-gobierno-%c2%a1ma-to/

“YO POR MI GOBIERNO ¡MA- TO!

Posteado por: Javier Pérez de Albéniz en: Domingo, 16 Mayo, 2010

Dicen los que saben de política que José Blanco trabaja para convertirse en el futuro líder socialista, en el relevo de Zapatero. Las dudas de los que no terminamos de creer semejante profecía se despejaron el pasado sábado, cuando el actual Ministro de Fomento se convirtió en el protagonista de “La noria” (Telecinco), el programa estrella de la telebasura. Blanco demostró que no sólo es un político inteligente, con un carisma arrollador y un dominio absoluto del lenguaje, al que las cámaras adoran (observen la fotografía). También es un fino estratega y un tipo con criterio: para explicar el tijeretazo socialista al pueblo llano sentó su culo pálido y fofo de político en la misma silla en que estuvieron sentados los culos peseteros y cotillas de Belén Esteban, Coto Matamoros, Nuria Bermúdez o Juanito “El Golosina”.

Sólo una frase redonda y a la altura de las circunstancias hubiera justificado la presencia de todo un ministro en la meca de la telebasura. Algo como por ejemplo “Yo por mi Gobierno ¡ma-to!”, versión socialista del slogan de la Esteban. No fue el caso. Ni un gran titular, ni una frase brillante, ni un destello de ingenio o luminosidad. Sólo propaganda. Bien pensado, sí podría tratarse del sustituto natural de Zapatero… Todo fue tan gris como su justificación inicial: “Hubo muchas personas que me han llamado en las últimas 24 horas. Gente que me ha criticado. Y muchos de los que me han criticado decían que veían este programa. Me parece hipócrita. Y yo tengo una máxima, los políticos tienen que ir donde está la gente, no la gente donde van los políticos”.

La entrevista a Blanco, ministro de perfil bajísimo, en “La Noria”, programa de perfil subterráneo, sólo aporta una novedad al panorama informativo nacional: la incorporación del tío Manolo a la cuadra de seres humanos utilizados por los políticos: “Yo recuerdo a mi tío Manolo que para mandar a su hija a estudiar, pagando hipotecas del 16%, se tuvo que apretar el cinturón porque no teníamos las becas que ahora tenemos”, dijo Blanco. ¿Recuerdan la niña de Rajoy? Pues ya tenemos al tío de Pepiño. Entrañable ¿verdad?

Que un ministro tenga que asistir a un programa como “La noria”, lo peor de lo peor, para llegar al pueblo, es un drama de proporciones mastodónticas, puesto que demuestra la dificultad de los políticos para comunicarse con la ciudadanía, y la aceptación de la telebasura como medio de comunicación de masas. Ha nacido, de forma oficial y bajo el amparo del Gobierno, la telepoliticobasura.”

En el artículo de CCOO se destaca que “En el Ministerio de Fomento llegaron a asegurar que la comparecencia de Blanco en La Noria fue un acierto porque  lo vieron tres millones y medio de personas con las que habitualmente el Gobierno no conecta y que no están interesadas en informativos o periódicos”

Y por último se anuncia que “Y esta tendencia parece ser que se confirma, porque después de Blanco se subieron a “La Noria” el presidente del congreso José Bono, y uno de los candidatos socialistas a la Presidencia de la Comunidad de Madrid, Tomás Gómez”.

El artículo se califica con un Nick de una cara triste, yo le pondría otro con cara vomitiva.

Desde luego yo no vi estas “comparecencias”, pero estoy seguro que, como el propio Ministerio de Fomento admite, quienes ven este tipo de basura no están interesados, así que o hicieron zapping o bajaron el sonido o aprovecharon para ir a mear. Si yo lo hubiera pillado por casualidad habría aprovechado para ir a vomitar.

Incluso es una razón más para secundar la huelga general.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: