CELDA 211

Dirigida por Daniel Monzón

Protagonistas: Luís Tosar y Alberto Ammann

Me ha parecido una película angustiosa, donde la violencia y la tensión nerviosa son continuas, sin dejar un minuto para tomar aliento y reflexionar sobre lo que está pasando. La música subraya esa sensación de cine de acción frenético. En general no me gusta este tipo de películas.

Pero en este caso hay un par de temas que se tocan que me han hecho recordar el tiempo en que, como insumiso, colaboré con el Movimiento de Objeción de Conciencia.

En un diálogo entre funcionarios hablan de los presos FIES, (Fichero de Internos de Especial Seguimiento), presos especiales con régimen de aislamiento por ser extremadamente peligrosos, incluyen a los presos de ETA.

Pero se olvidan de los presos insumisos; durante muchos años, presos antimilitaristas, noviolentos, fueron incluidos en esta categoría FIES. No eran  presos  peligrosos, eran presos políticos, les da miedo confesarlo porque se supone que en un país con sistema de gobierno democrático no debería haber presos políticos. Pero, al menos los insumisos, lo eran, no habían cometido ningún delito tipificado, eran desobedientes civiles y se les condenó y aisló por sus ideas.

Hacen el comentario despectivo de “lo mejor de cada casa”, creo que los presos insumisos eran lo mejor de la democracia.

Otro aspecto que suscita mi reflexión es la lista de reivindicaciones que hacen los presos. Parece que se trata de mejoras humanitarias perfectamente asumibles sin “GEOS” y sin necesidad de poner en peligro la vida de nadie. Pero son reales. Se pide específicamente mejor trato médico, y comentan la situación de un preso con un tumor del tamaño de un kiwi, al que el médico no quiso tratar y terminó suicidándose en la celda 211.

Me recordó la cruda realidad de un insumiso enfermo, los compañeros pidieron la presencia del médico quien se presentó sin darse ninguna prisa y sin siquiera un mínimo botiquín de urgencias. Al verle con una fuerte crisis de dolor, sin una mínima auscultación, se limitó a comentar despectivamente “otro de los que se drogan” y lo dejó allí tirado.

Soy de la opinión de que no se puede ser médico y funcionario de prisiones a la vez, como tampoco es compatible la mentalidad de funcionario y de maestro, por ejemplo.

Podríamos pensar que la devastación final es fruto de la mente obsesiva del director, pero la verdad es que durante aquel tiempo en que colaboré con el Movimiento de Objeción de Conciencia, apoyábamos a los colectivos anticárceles con campañas de denuncia del tipo: “Cárceles, centros de exterminio”. Especialmente nos preocupaba la mala atención médica a los enfermos de Sida, así como la propagación de la enfermedad por falta de jeringuillas esterilizadas y de preservativos.

Me gustaría pensar que algo han cambiado las condiciones carcelarias y el gobierno se toma un poco en serio que la cárcel debe ser un centro de rehabilitación y no un centro de exterminio.

Respecto a la violencia de la policía contra los familiares que se manifiestan en las puertas de la prisión, debo decir que desgraciadamente tampoco es una fantasía del director, he sufrido la violencia indiscriminada de la policía en mi propio cuerpo. En manifestaciones por la insumisión y en manifestaciones contra la guerra, me parecen muy creíbles los comentarios que los presos hacen sobre el funcionario que pega a la mujer embarazada, dicen algo así como que un funcionario al que le gusta especialmente pegar. Cuando un policía, por mucho que les ordenen sus superiores, se ensaña con un manifestante desarmado tirado en el suelo, es por que la violencia le pone.

Desde luego, como película de denuncia, se le puede sacar jugo. Y a mí me ha gustado más la interpretación de Alberto Ammann que la de Luís Tosar, tal vez porque su papel era más comprometido, se juega la vida en cada minuto de metraje, y al final la pierde.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: