EUGENIO F. GRANELL

EUGENIO F. GRANELL

.

    Nació en A Coruña, pero pasó su adolescencia en Santiago de Compostela, donde estudió el bachillerato y comenzó sus estudios musicales. A los dieciséis años viajó a Madrid becado por la Diputación de A Coruña, para ingresar en la Escuela Superior de Música, continuando con sus estudios de violín. Por estos años participa en tertulias literarias coincidiendo con los hermanos Dieste, Carlos Gurméndez, Maruja Mallo y Lugrís entre otros. 
    
    En 1935 ingresó en la filas del POUM participando activamente en la Guerra Civil. Al finalizar la contienda se exilió, primero en Francia y posteriormente a América, concretamente a la República Dominicana, donde afianzó su aficción por la pintura. Allí conoció en 1941 a André Breton, que influirá en sus comienzos como pintor surrealista. Dos años más tarde, tuvo lugar su primera exposición  individual, en la Galería Nacional  de Bellas Artes de Santo Domingo. 

    Fue en esta época cuendo Eugenio Granell configuró su estilo pictórico basado “en unos cuantos principios de organización de la superficie del lienzo aprendidos en aquel periodo, primero a través del trato con obras como las de Picasso, Chirico, Lam y Masson, y luego a través de su propia dervia de pintor”. 1 Y la atmósfera de sus obras surgida del contacto con la naturaleza y el simbolismo caribeño. Los temas de las islas (guitarristas, ciclones, piñas, los indios y las kachinas) son frecuentes en su universo plástico que se compone de figuras enigmáticas nacidas de su peculiar metamorfosis, que introducen al espectador en el ámbito de lo onírico. De ascendente surrealista es también la presencia de la máquina, objeto de culto y juguete de estos artistas. A lo largo de su vida Granell reúne y se nutre de sus propias experiencias, sobre las que reflexiona y recrea, tanto en sus pinturas como en sus dibujos y escritos que son pasado, presente y futuro.

    En 1946, tras haberse negado a firmar una carta de adhesión al régimen del dictador Trujillo, Eugenio Granell y su familia se trasladaron a Guatemala. Allí ingresó como profesor en la Escuela de Artes Plásticas manteniendo una intensa actividad cultural. Se trasladó a Puerto Rico, tras el estallido de la revolución guatemalteca, y ocupó la cátedra de Historia del Arte en la Facultad de Humanidades.

    En 1957 la Fundación William y Norma Copley de Nueva York, le concedió un premio de pintura. Un año mas tarde se trasladó a Manhattan y estableció allí su residencia durante  veinticinco años. Asimismo trabajó como catedrático de Literatura Española en diversas universidades.

    Además del padre del surrealismo, André Breton, también influyó en la pintura de Granell, el  clima marcado por el exilio americano de la gran mayoría de los surrealistas europeos, -Duchamp, Tanguy, Benjamin Peret, Wifredo Lam, Maruja Mallo- que se establecieron en un área geográfica comprendida entre Nueva York, México y el Caribe. En 1962 se incorporó al grupo surrealista Phases de París, y realizó numerosas exposiciones por todo el mundo.
    
    Su primera exposición en España, tuvo lugar en 1964 en la sala Neblí de Madrid. Desde entonces visitó ocasionalmente el país, hasta que en 1985 se instaló definitivamente en Madrid. Un año después tuvo lugar la primera retrospectiva de su obra en el Kiosco Alfonso, en A Coruña.
   
    A lo largo de su trayectoria artística fue galardonado con diversos premios, entre los que se encuentran: el Premio de las Artes Plásticas de la Comunidad de Madrid, en 1989 o la Medalla de Oro de Bellas Artes en 1995. Fue en este año cuando se estableció en Santiago de Compostela, la Fundación Eugenio Granell, que desde entonces intenta transmitir, mediante una intensa actividad expositiva, sus diferentes facetas artísticas. En 1997 fue nombrado hijo adoptivo de la ciudad de Santiago de Compostela.

    Falleció en Madrid en octubre de 2001, y ese mismo año la Xunta de Galicia le concedió a título póstumo la Medalla de Oro de Galicia.

    Hoy en día su obra se expone en espacios artísticos de suma importancia, como el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía, donde figura de forma permanente desde 1993, y la Colección Caixa Galicia (A Coruña).

http://www.fundacioncaixagalicia.org/

Granell y el POUM de Madrid

Granell fue uno de los militantes que acogió con gran entusiasmo la creación del POUM. A partir de entonces, el nuevo partido se desarrolló notablemente en Madrid y ello permitió  su participación intensa en la lucha contra los militares sublevados el 19 de Julio de 1936. Granell, miembro del Comité  del POUM de Madrid, dió pruebas de su talento y de su increíble dinamismo asumiendo la dirección del diario El Combatiente Rojo, la organización de la Columna motorizada del POUM de Madrid  que, mandada por Hipólito Etchebehere, combatió en el frente de Sigüenza y la incautación de una emisora de radio que fue de una gran eficacia para el reclutamiento de las Milicias y para informar a toda España. A fines de Octubre de l936, se organizó en Madrid un mitin de la Juventud Comunista Ibérica en el teatro Infanta Isabel, en el que hablamos Enrique Rodríguez, Eugenio Granell y el autor de estas líneas de recuerdo. El acto tuvo un éxito extraordinario… pero provocó las iras de Santiago Carrillo, que inició una escandalosa campaña  contra el “trotskismo” antes de que llegaran, como sabemos hoy, las directivas de Stalin contra el POUM. Esa campaña  fue coronada por un asalto al local de la Juventud poumista mientras nuestros milicianos luchaban en el frente de Sigüenza junto al batallón “Pasionaria”. Recuerdo aún el furor de Granell y de todos nuestros combatientes. Tuvimos que frenar a muchos compañeros que querían dar una respuesta contundente a Carrillo. Pero la situación fue tan desagradable que muchos milicianos  pidieron ser trasladados al frente de Aragón, donde las fuerzas de la CNT y del POUM eran mayoritarias y prevalecían los valores de solidaridad frente al enemigo franquista. Poco antes de que se iniciara la represión contra el POUM, Granell estuvo en Barcelona, reclamado por Nin para dar un nuevo impulso a la revista teórica La Nueva Era. En el período de clandestinidad que nos impuso el golpe contra el POUM del 16 de junio de 1937 ( la detención de la mayor parte de los dirigentes del POUM y el secuestro y asesinato de Andreu Nin), Granell colaboró con el nuevo Comité Ejecutivo hasta que pudo incorporarse como comisario político a un batallón mandado por un cenetista.

Granell estuvo exiliado en Francia unos meses. Como no quería quedar a  merced de los nazis, se fijó la perspectiva de salir de Francia, cosa que no era fácil. Finalmente, logró embarcar con rumbo a Chile, pero tuvo que desembarcar en Santo Domingo. Detalle importante: en el tren que le conducía al puerto conoció a Amparo, que no tardó en convertirse en la mujer de su vida.  Para sobrevivir en Santo Domingo, hizo de todo. Fue  diseñador de muebles, profesor de violín y periodista.  Y fue allí donde tuvo la suerte de conocer a André Bretón, la figura central del surrealismo. En Madrid había conocido a Benjamin Peret. Según dijo hace unos años, en una entrevista con Concha García Campoy, “ya estaba en la tendencia surrealista, lo que pasa es que la personalidad  de ese hombre extraordinario me causó una impresión tremenda”. Algo parecido me dijo a mi en el curso de una cena en Madrid. Y le encantó saber que Breton nos había apoyado mucho en el periodo de la represión estalinista y que habíamos coincidido varias veces en actos políticos durante nuestro exilio en Francia,

http://www.fundanin.org/eugenio.htm

 

Como gran parte de los nombres que voy a incluir en esta categoría de “NUESTRAS AMISTADES”, se trata de una de las personalidades que Manolo conoció a través de Aranda y yo conocí a través de Manolo.

 

Aranda ya le conocía en 1976, no sé si personalmente, pero es posible que a través de Mario Cesariny, ya que guarda copia de la entrevista que hizo Mario a Granell en esa fecha titulada “A trascendencia do 25 de Novembro é tao grande como a da revoluçao russa”, publicada en Jornal Novo 9-6-76

 

La primera vez que le vi fue en 1990, en Teruel en una conferencia titulada “El objeto surrealista hace visible lo invisible”, dentro de las jornadas “En torno a Luis Buñuel, ese oscuro deseo del objeto”, inauguración de la exposición “El objeto surrealista en España”, en el Museo de Teruel. Manolo había prestado para esta exposición, y en esa inauguración donó, una obra de Aranda. Recuerdo que Manolo se acercó a saludarle presentándose como amigo de Aranda y Granell le reconoció afectuosamente. Nunca olvidaré su obra  “Un Seno de Santa Gadea” en esta exposición. Manolo y yo hacíamos continuas referencias al mismo cada vez que veíamos un llamador parecido. Para nosotros era el retrato ideológico del autor.

 

También recuerdo con cariño su 80 cumpleaños en 1992, nos invitó a todos sus amigos y allí conocí a Abad, a Serra y a Tabanera, otros de nuestros entrañables amigos que perdurarán en el tiempo.

 

Nos vimos en muchos acontecimientos como por ejemplo el recital de poesía de Mario Cesariny en la Residencia de Estudiantes, el 31 de mayo de 1995. O la exposición en homenaje a West en la Fundación Granell en 1998.

 

Fuimos en incontables ocasiones a visitarse a su domicilio de Madrid, habitualmente junto a nuestro también gran amigo, poeta y editor Valera. Siempre nos recibieron él y su compañera Amparo con gran cordialidad, afectividad y familiaridad. Granell  era muy buen conversador, le gustaba recordar sus tiempos de militancia en el POUM, sus días de exilio, las relaciones mantenidas con diversas personalidades de la cultura. Era sencillamente encantador. Encantador de Serpientes. 

 

Tras su fallecimiento, seguimos visitando a su viuda con quien rememorábamos cariñosamente los buenos momentos pasados juntos. Una mujer tan accesible y encantadora como Granell, que gustaba también de conversar sobre sus años de militancia anarquista, trayendo a colación dichos populares valencianos , pero sobre todo recordando a su marido y compañero.

 

Manolo colaboró hasta el fin de sus días, como Miembro Benefactor, con la Fundación Granell.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: